7 feb. 2012

Those were the days (con traducción)

Once upon a time there was a tavern
Where we used to raise a glass or two
Remember how we laughed away the hours
And dreamed of all the great things we would do

Those were the days my friend
We thought they'd never end
We'd sing and dance forever and a day
We'd live the life we choose
We'd fight and never lose
For we were young and sure to have our way

Then the busy years went rushing by us
We lost our starry notions on the way
If by chance I´d see you in the tavern
We'd smile at one another and we'd say

Those were the days my friend
We thought they'd never end
We'd sing and dance forever and a day
We'd live the life we choose
We'd fight and never lose
Those were the days, oh yes those were the days

Just tonight I stood before the tavern
Nothing seemed the way it used to be
In the glass I saw a strange reflection
Was that lonely woman really me

Those were the days my friend
We thought they'd never end
We'd sing and dance forever and a day
We'd live the life we choose
We'd fight and never lose
Those were the days, oh yes those were the days

Through the door there came familiar laughter
I saw your face and heard you call my name
Oh my friend we're older but no wiser
For in our hearts the dreams are still the same

Those were the days my friend
We thought they'd never end
We'd sing and dance forever and a day
We'd live the life we choose
We'd fight and never lose
Those were the days, oh yes those were the days

Those were the days. Mary Hopkin

Traducción:

Había una vez una taberna
donde solíamos alzar un vaso, o dos
Recuerdas cómo disfrutábamos las horas
y soñábamos con todas las grandes cosas que haríamos

Esos fueron los días, mi amigo
que creímos que nunca terminarían
y que cantaríamos y bailaríamos por siempre y, un día
viviríamos la vida que escogimos,
pelearíamos y nunca perderíamos
porque éramos jóvenes y confiados de poder realizar nuestros sueños

Y luego, los años pasaron velozmente a nuestro lado
perdimos nuestros fulgurantes sueños en el camino
Si por casualidad te viera en la taberna
Nos sonreiríamos y diríamos

Esos fueron los días, mi amigo
que creímos que nunca terminarían
y que cantaríamos y bailaríamos por siempre y, un día
viviríamos la vida que escogimos,
pelearíamos y nunca perderíamos
porque éramos jóvenes y confiados de poder realizar nuestros sueños

Esta noche me detuve frente a la taberna
Nada era como solía ser
En el vaso vi un extraño reflejo
El de la solitaria mujer que realmente era yo.

Esos fueron los días, mi amigo
que creímos que nunca terminarían
y que cantaríamos y bailaríamos por siempre y, un día
viviríamos la vida que escogimos,
pelearíamos y nunca perderíamos
porque éramos jóvenes y confiados de poder realizar nuestros sueños

A través de la puerta me llegó una carcajada familiar
Vi tu rostro y oí que me llamabas por mi nombre
Oh! Mi amigo, estábamos más viejos pero no éramos más sabios
pues en nuestros corazones éramos los mismos.

Esos fueron los días, mi amigo
que creímos que nunca terminarían
y que cantaríamos y bailaríamos por siempre y, un día
viviríamos la vida que escogimos,
pelearíamos y nunca perderíamos
porque éramos jóvenes y confiados de poder realizar nuestros sueños.

Those were the days. Mary Hopkins

-------------------------------------------

Esta canción, número uno en las carteleras musicales norteamericana y británica en 1968, es originalmente del folklore ruso y se la conoce con el nombre de "Dorogoi Dlinnoyu" ("Por el largo sendero") . Su origen se remonta a la década de 1920 y fue Gene Raskin quien le puso letra en inglés a la canción tradicional (quien les diga que el autor es Gene Raskin, ya saben qué pedacito de la historia se comió) que trata de la visión romántica que se tiene de la vida cuando se es joven.

Yo, enamorada de Rusia desde siempre (a la caída del muro de Berlín, anuncié a mi mamá que por fin podría visitar a Rusia y el antiguo mundo soviético sin restricciones. Para la época contaba con unos lúcidos 14 años), decidí buscar más. Me encontré con la versión de Bonnie Tyler. Y como me gustó, seguí hurgando en la red para dar con otras versiones de la canción. Me encontré con la lindísima voz de Manca Izmajlova junto con la Orquesta Sinfónica Cinematográfica de Rusia... y se me prendieron otras 3 redes eléctricas internas.

Quizás, sólo quizás, todos somos igual de inmaduros. En el fondo, siempre acariciamos un sueño que no realizamos o no nos hemos dado el tiempo de realizar. En el fondo, siempre creemos en quimeras que nos dibujan nuestros corazones. Quizás las tabernas y los tragos sólo están hechos para darle un marco apropiado a las fantasías que nuestro corazón no se atreve a expresar si la lógica anda merodeando por los alrededores.

Quizás, el tiempo pasado nunca fue mejor porque, al fin y al cabo, seguimos siendo jóvenes. Sí, sí, lo somos. Meramente porque seguimos teniendo sueños...

No hay comentarios: