20 feb. 2010

Les voyages en train. (Los viajes en tren). (Con traducción)

Creo que las historias de amor son como los viajes en tren
Y cuando veo a todos esos pasajeros, a veces me gustaría ser uno.
¿Por qué crees que tanta gente espera en el anden de la estación?
¿Por que crees que uno se desespera tanto cuando llega tarde?

Los trenes parten, a menudo, en el momento en que menos lo esperamos
y la historia de amor te va llevando frente al ojo impotente de los testigos.
Los testigos son tus amigos que te dicen adiós desde el andén,
y miran al tren alejarse con una sonrisa intranquila

Tú también, les haces gestos y te imaginas sus comentarios.
Algunos creen que equivocas y que no tienes los pies en la tierra.
Cada quien tiene su pronóstico sobre la duración del viaje.
Para la mayoría, el tren se descarrilará en la primera tormenta.

El gran amor cambia, inevitablemente, tu comportamiento.
Desde el primer día tienes que escoger tu compartimiento:
¿Asiento en pasillo o en la ventana?
Hay que buscar el sitio correcto.
¿Qué escoges: una Love Story de primera o de segunda clase?

En los primeros kilómetros, no tienes ojos sino para su rostro.
No calculas el paso del paisaje detrás de la ventana.
Te sientes vibrante, te sientes ligero
Y no ves el paso del tiempo.
Estás tan contento que tienes granas de besar al conductor.

Pero la magia no dura sino un instante,y tu historia cojea.
Tu dices que estás libre de mancha y que es todo culpa de ella.
El ronroneo del tren te embriaga y en cada giro que hace te saca el corazón.
Tienes que levantarte, tienes que caminar,
sino vas a vomitar el corazón.
Y el tren se va frenando, ya es el final de tu historia
Además, eres un tonto: tus amigos se quedaron en la otra estación.
Le dices adiós a esa que a partir de ahora llamarás tu ex.
Y en su agenda, sobre tu nombre, pondrá un poco de tipp-ex

Es verdad que las historias de amor son como los viajes en tren
Y cuando veo a todos esos pasajeros, a veces me gustaría ser uno.
¿Por qué crees que tanta gente espera en el anden de la estación?
¿Por que crees que uno se desespera tanto cuando llega tarde?

Para muchos, la vida se resume en intentar subir al tren.
A conocer lo que es el amor y descubrirse mútuamente de manera plena.
Para muchos más el objetivo no es sino llegar a la hora
para tener un buen viaje y alcanzar la felicidad.

Es fácil tomar un tren pero hay que tomar el correcto.
Me monté en 2 ó 3 y ninguno era el buen vagón.
Porque los trenes son caprichosos, y a veces inaccesibles.
Y no creo que con la Sociedad Nacional de Trenes todo sea posible.

Hay aquellos para los que los trenes siempre están en huelga y sus historias de amor no existen sino en sus sueños.

Hay aquellos que se meten en el primer tren sin prestar mucha atención,
pero forzosamente descenderan decepcionados en la próxima estación.

Los hay que les asusta comprometerse porque son muy faltos de emotividad.
Para ellos es muy riesgoso engancharse a la locomotora.

Y también los hay aventureros, que hacen viaje tras viaje:
cuando una historia termina, se lanzan a otra.

Yo, después de mi único viaje verdadero, sufrí durante meses.
Nos dejamos por mútuo acuerdo, pero ella estaba más de acuerdo que yo.
Desde entonces, camino lentamente por el andén, miro los trenes listos para partir:
Hay puertas que se abren en una estación en la que me siento aparte.
Parece que los viajes en tren, en general, terminan mal.
Si ese es tu caso, abróchate el cinturón y mantén tu valor
porque una cosa es cierta: siempre habrá una estación "terminus".
Ahora estás advertido, la próxima vez, cogerás el bus.

Traducción de la letra de la canción "les voyages en tren", de "Grand Corps Malade".

Y hay que saber qué es lo que uno quiere para encontrarlo...
Y bien podríamos ir contemplando todo, saboreando cada detalle, en vez de ansiar llegar de una a la otra estación...

Porque es más saludable, porque es más factible que nos deje más sonrisas que malos ratos.
Que nos vaya quedando a todos bien claro

6 comentarios:

Yo NO SOY Cindy Crawford!! dijo...

:'(

Gael dijo...

Precioso.... Me voy a poner a lloraaaaaaar!!!

[ berna ] dijo...

y no olvidar lo que se aprende de cada uno de esos viajes. haya sido gratificante, excitante, lamentable, apasionante o lo que sea, sino aprendes, no valió la pena el viaje.

Lulu dijo...

Miss You... THE original one:
Sin lagrimones... que te me pones fea!!
-----------------
Gael:
Ah! No! Entre tú y Miss She, not the Crawford one, me van a inundar el ranchito!!
Te me vas a poner fea, así que no llores! :P
--------------------------

Berna:
Eso! Que cada paso dado deja huella pero, sobre todo nos deja sabores. Que las ampollas se curen pero los recuerdos del viaje queden ;)

Bajo la Constelación de Orión dijo...

Buen Post! yo quiero seguir bailando en ese tren, no importa si mi compañero deciende, esperaré quien suba y quiera sentarse a mi lado para compartir el hermoso viaje del amor.

Lulu dijo...

Bajo la constelación de orión:
Tu mensajito en mi post ha sido tan bonito como el que más: otra interpretación a la que le dí a la canción que, francamente, se aleja de la resignación de Grand Corps Malade...

... Siempre lindo y refrescante encontrar nuevas visuales que alimentan la idea de andar bien emparejado.

Y bien vale la pena esperar por el compañero correcto para el viaje en tren de la vida ;)

Feliz paseo por el mundo bloguero y felicitaciones por el tuyo propio que pasaré a ojear con buen cuidado estos días.