23 sept. 2009

Envejecer

Quiero envejecer como todo el mundo y perder poco a poco la memoria. No es que yo tenga tendencia a, o certeza de, envejecer de forma distinta a la del promedio pero, por un segundo me pregunto, qu epasaría si no fuera así.

Me daría cuenta, entonces, que mis amigos y familiares hacen cosas que resultan, de normal, impensables, como no saber si entreban o salían... parados en el umbral de la puerta de la habitación en que se encuentren.

Me desesperaría ver qu ela comida se les quema en las ollas porque los muy bobos han olvidado que habían puesto la cocina en marcha para preparar la comida. Me molestaría verlos llegar a cualquier sitio de la casa, con aire decidido, y verlos detenerse súbitamente y preguntar "¿Qué era lo que yo venía a buscar en la cocina?" para total tribulación de mi persona.

Quiero envejecer como todo el mundo para no saber que, en medio de mis chocheras, actúo como no lo hice nunca y se me ocurre juzgar el éxito d euna persona en función de si tienen una familia perfecta, o su inteligencia en función de la juiciosa limpieza de sus zapatos.

Quiero envejecer como todo el mundo para no pelear contra mis esfínteres que, inevitablemente, me fallarán por "fatiga de materiales", o me abandonarán por hastío de compartir vida conmigo, y así no me daré cuenta que me he vuelto la "qbuelita cagona sin remedio" de la casa.

Quiero envejecer ocmo todos, sin memoria, par no tener prejuicios ni estereotipos de las cosas y las personas porque los habré olvidado, y podré así enfrentar el mundo con una sonrisa siempre y los ojos brillantes ante las aventuras cotidianas de servirme el café sin derramarlo o cepillarme los dientes sin olvidar enjuagarlos, en las que me mediré contra mí misma porque ya a nadie le importará cómo me coma yo mi sopa ni cómo me pongo las pantuflas, pues nadie esperará nada de mí...

... y todos mis logros serán una novedad deslumbrante para mis ojos, enceguecidos de ver sin mirar y capaces de ver entonces, en su totalidad, el infinito milagro de la vida.

2 comentarios:

Potter dijo...

Hummm envejecer.. un desafiente futuro para algunos, un encantador final para otros.

ya te lo dije un día, tu vejez esta predicha
eres la de blusa morada:

http://www.youtube.com/watch?v=spwCpJS0te0&feature=related


un abrazo

Lulu dijo...

My sweetie pie...
Jijijijiji.. .Tan lindo tú!
ya, listo, me voy a ver la película. Le voy a decir a mi hermana que me la preste!

Creo que para mí sería bueno que fuera un encantador final... para ser cónsono con mi ajetreada y "enloquecida" personalidad, no?

Un abrazote apachurrado apra tì!!!